Felicidades, Miguel

Diseño sin título (1)Cómo podía escribir sobre el amor

si no te conocía, Miguel, si no habías nacido.

Porque en tus ojos cabe todo el mar

y el cielo entero.

Tus ojos son dos espejos,

de esos que reflejan amor y no infiernos.

Cómo podía ni siquiera imaginar

que sentiría tanta ilusión

al ver que por fin te salieron

dos dientecitos nuevos.

Que me eches, feliz, los brazos

y te abraces a mi cuello.

Cómo aplaudes cuando ves llegar

a tu madre y cómo lloras cuando sufre.

Juro que yo no he visto un amor más grande.

Cuántas fiestas le regalas a la bisa,

cómo balbuceas la palabra papá,

cómo te ríes a carcajadas con el abuelo,

cómo quieres tan fuerte a la abuela.

No les sueltes de la mano, Miguel,

ellos no lo harán nunca, de veras.

Que eres un travieso.

Y me encanta que me quites de las manos

el libro que estoy leyendo,

que quieras jugar con Tigris,

y que te arranques los calcetines

y luego me mires, riendo.

Nada cura tanto como llegar a casa

y que me des un beso.

Y es que me agarras la cara

y yo no necesito más que eso.

Que todavía no puedo creer

que haya pasado un año desde que vi,

por primera vez, aquellos pies

tan gorditos y perfectos;

aquellas manos tan largas

que sueñan con acariciar el universo.

No crezcas nunca, Miguel,

y si creces, no borres la sonrisa

que siempre surca tus ojos.

Hoy celebro que mi hermana fue valiente,

que mis padres estuvieron a su lado.

Hoy celebro la vida y tu vida,

hoy celebro que contigo soy más feliz.

Anuncios

Un pensamiento en “Felicidades, Miguel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s